El príncipe Felipe, duque de Edimburgo, ha fallecido a los 99 años, así lo confirmó el Palacio de Buckingham a través de un comunicado.

Durante el curso de su carrera como Príncipe Consorte, Felipe se hizo conocido como uno de los miembros más ocupados de la familia real, habiendo completado 22 mil 219 compromisos en solitario desde 1952.

También pronunció un total de 5 mil 496 discursos y de alguna manera encontró tiempo para escribir 14 libros.

Sin embargo, se apartó de los compromisos reales en 2017 cuando se retiró oficialmente a los 96 años, bromeando diciendo que era el ‘descubridor de placas más experimentado del mundo’.
Se cree que el retiro del Príncipe Felipe del cargo activo no se debió a problemas de salud, aunque había sufrido una serie de problemas de salud en el transcurso de la última década.
Philip se perdió el servicio tradicional de la iglesia de Navidad en 2011 debido a una arteria bloqueada que provocó que le colocaran un stent, antes de sufrir dos infecciones de la vejiga en 2012.
Se sometió a una cirugía exploratoria en el abdomen al año siguiente y comenzó a usar audífonos al año siguiente, antes de retirarse del servicio público en 2017.
Finalmente y luego de ser hospitalizado en en los últimos meses, la familia real emitió el siguiente mensaje: “Con profundo pesar la Reina ha anunciado la muerte de su amado esposo, el Príncipe Felipe. Su Alteza Real falleció pacíficamente esta mañana en el Castillo de Windsor”.

Leave A Reply